revestimientos resistencia ácido

¿Qué son los revestimientos con resistencia a vertidos ácidos?

Los revestimientos con resistencia a vertidos ácidos se han convertido en productos infalibles para las industrias que trabajan con sustancias químicas, gracias a que evitan la corrosión rápida y aportan otros beneficios muy valiosos.

Pero, ¿qué son estos recubrimientos? ¿Cuáles son las ventajas que ofrecen? Des de TRC PAINT te ofrecemos este post con el fin de comprender por qué son tan demandados actualmente. ¡Empecemos!

Revestimientos resistentes al ácido: todo lo que hay que saber

Los recubrimientos resistentes a sustancias químicas como el ácido han sido diseñados para brindarle mayor protección a las maquinarias con tendencia a la corrosión y, que además se deterioran por otros factores, entre ellos: las condiciones climáticas adversas y los contaminantes ambientales.

Aunque, por lo general, estos revestimientos suelen ser muy utilizados para proteger equipos industriales como válvulas, bombas y tanques que están expuestos a productos con componentes ácidos.

Aunque,  existen otros revestimientos que entre sus composiciones incluyen otras sustancias muy resistentes al ácido como Poliuretano, Novolac epoxi, Fluoropolímeros, Poliurea y Poliespártico.

En otros términos; los revestimientos con resistencia a vertidos ácidos no son más que productos creados para soportar sustancias de alto nivel químico que permiten prevenir el deterioro de los equipos y, por consiguiente, prolongar la vida útil de éstos.

revestimiento acido

Beneficios de los recubrimientos antiácidos

Los recubrimientos antiácidos de excelente calidad suelen estar fabricados a base de resinas de epoxi con alta resistencia química y mecánica a los ácidos que incluso se aplican en pavimentos industriales.

La verdad es que gracias a las sólidas propiedades de estos  productos son capaces de ofrecer los siguientes beneficios:

1. Fiabilidad y seguridad

Los equipos industriales que no cuentan con revestimientos antiácidos están propensos a debilitarse o a descomponerse.

Por lo que con el curso del tiempo pueden aparecer agujeros y grietas en ellos, de hecho algunos materiales se pueden tornar tan blandos hasta el punto de desmoronarse.

Un tanque, por ejemplo, con un interior débil podría ser inestable y peligroso, ya que se corre el riesgo de que se rompa y ocasione un accidente grave en los trabajadores.

Como verás, una de las principales razones por las cuales estos recubrimientos resistentes al ácido están siendo tan utilizados, reside en la seguridad que aportan a las áreas de contenido químico o en las zonas de almacenamiento.

2. Protección en todo su esplendor

Los ácidos tienen la capacidad de dañar los equipos de almacenamiento que contienen productos químicos. Es más, los deterioros generados por estas sustancias agresivas con el curso del tiempo se convierten en problemas irreparables.

Por lo tanto, reemplazar del equipo sería imprescindible, algo que se traduciría en grandes pérdidas de dinero.

La buena noticia es que este tipo de escenario podría evitarse mediante la aplicación de revestimientos con resistencia a vertidos ácidos, porque protegen tanto el exterior como el interior de la estructura de los ataques químicos.

3. Conservación estética

Como es de imaginar, la aplicación de estos productos antiácidos ayuda a mantener una mejor apariencia de los equipos, a su vez que proporciona mayor longevidad a la superficie.

Otro punto positivo desde el punto de vista estético es que los revestimientos con resistencia a vertidos ácidos se pueden encontrar en una gama de colores que permiten optimizar el aspecto de los espacios de almacenamiento, por ejemplo.

También debemos resaltar que este tipo de recubrimiento resistente a químicos es posible aplicarlo en múltiples áreas de la industria comercial:

  • Salas de procesamiento químico.
  • Salas de máquinas.
  • Salas de almacenamiento de ácido.
  • Salas de baterías.
  • Salas de generadores.

Estos son sitios donde los equipos o herramientas de trabajo están bastante propensos a sufrir daños por corrosión.

Conclusión

Si cuentas con una instalación comercial donde almacenas productos basados en compuestos químicos, es muy importante que consideres el uso de revestimientos con resistencia a vertidos ácidos.

¿Por qué? La respuesta es simple; de esta forma mantendrás  tu espacio comercial más seguro y  bien protegido ante posibles daños causados por sustancias químicas.

Ahora que conoces la importancia de utilizar este tipo de recubrimientos antiácidos, esperamos que tengas en cuenta el uso de estos productos en tu sala de almacenamiento.

pintor pintando con pinturas intumescentes

¿Qué son las pinturas intumescentes y cómo se aplican?

Las pinturas intumescentes cada vez más se utilizan como un método de protección pasivo contra incendios, permitiendo mantener la seguridad de tu negocio o de tu hogar en caso de que se presenten este tipo de eventos. Aunque realmente se están convirtiendo en un recurso infalible en el sector del diseño arquitectónico de edificios industriales y comerciales.

Quizá la razón de su popularidad es obvia, pero que estén siendo empleadas en esta industria nos puede dar una idea sobre su nivel de eficacia, incluso esto nos anima a descubrir más de este tipo de recubrimientos. ¿Qué son estos productos intumescentes?, ¿solo funcionan para proteger estructuras contra el fuego?, ¿cómo se aplican? Sigue leyendo y lo sabrás.

Todo lo que debes saber sobre las pinturas intumescentes

Empecemos por aclarar que las pinturas intumescentes son recubrimientos especialmente diseñados para ayudar a proteger superficies de posibles daños ocasionados por el fuego. El propósito de estos productos es prevenir el colapso estructural de un edificio que, puede ocurrir si los elementos que conforman la estructura alcanzan un estado crítico.

Además, la aplicación de estas herramientas puede darles a las personas un valioso tiempo adicional para escapar de un incendio, al disminuir la posibilidad de daño y colapso de una vivienda o edificio.

¿Cómo funciona la pintura contra incendios?

Los recubrimientos intumescentes están elaborados de químicos  especiales que  cuando se exponen a altas temperaturas se hinchan hasta unas 100 veces de su espesor original. Esta expansión genera la formación de una espuma aislante negra que actúa como un escudo contra el fuego.

De hecho, ¡hay más!, las pinturas contra incendios también tienen un efecto de enfriamiento activo sobre los sustratos durante los incendios.  Y es que contienen hidratos que se descomponen como resultado de la exposición al calor, liberando vapor de agua que enfría las superficies subyacentes.

¿Cuánto tiempo protegerá la estructura en caso de exponerse a altas temperaturas? La duración dependerá de la calidad y el tipo de pintura usada, sin embargo, lo más común es que duren entre 30, 60 hasta 120 minutos.

Como verás, las pinturas intumescentes son productos que reaccionan al calor expandiéndose de manera controlada en función de producir un carbonizado formado por pequeñas burbujas que fungen como aislante para proteger el sustrato.

incendio por no utilizar pinturas intumescentes

¿Cómo se aplica los recubrimientos intumescentes?

La aplicación de pinturas intumescentes dependerá de la clase de recubrimiento que se emplee y del tipo de superficie. Cuando son versiones de pintura doméstica normalmente se pueden aplicar con un rociador, una brocha o un rodillo.

Una vez se aplique la pintura anti-incendios hay que asegurarse de que se haga en una capa uniforme y que cubra toda la superficie; pues cualquier parte que no se tenga en cuenta durante el proceso será susceptible a daños causados por el fuego.

Algunos recubrimientos intumescentes se aplican mejor con un rociador de aire comprimido. Aunque, en otros casos como en el acero, lo ideal es utilizar un  pulverizador de aire comprimido porque permite que el producto se aplique de manera uniforme en la superficie.

Estos sistemas de pulverización también permiten que la aplicación de la pintura sea rápida, de manera que evita retrasos en el proceso de construcción.

pintor que va a pintar con pinturas intumescentes

A continuación explicamos detalladamente sobre cómo aplicar pinturas intumescentes para conseguir buenos resultados:

Antes de la aplicación de pinturas intumescentes

  • No debe aplicarse de manera directa sobre el acero sin una protección antioxidante, ya que la pintura es un material poroso y el óxido aparecerá con inmediatez.
  • En superficies galvanizadas es necesario colocar un fijador previo porque la en estos perfiles no es lo suficientemente porosa para evitar problemas de adherencia.
  • Para obtener el espesor de la pintura es necesario conocer su nivel de resistencia al fuego y el tipo de superficie a proteger.
  • Al conseguir el espesor, debes saber cuánta pintura contra incendios necesitarás aplicar.

Durante la aplicación de pinturas intumescentes

  • Es recomendable aplicar la pintura mediante Spray para mejorar la uniformidad en la aplicación y acabado. La brocha o el rodillo no son opciones a excluir.
  • Por lo general, este tipo de recubrimientos anti-incendios requiere ser mezclado con algún solvente para mejorar su viscosidad.
  • Al aplicarse la temperatura no debe estar por debajo de los 3ºC ni por encima de los 40ºC, además se debe tener cuidado con las superficies expuestas al sol, ya que pueden alcanzar altas temperaturas causando problemas con la pintura.
  • Hay que aplicar el producto en capas de 250-300 micras. Cuando el espesor sea superior deja secar la pintura entre 8 y 24 horas para aplicar la capa final de esmalte.
  • Utiliza el equipamiento adecuado como mascarillas, gafas herméticas y guantes protectores.

Después de la aplicación de pinturas intumescentes

  • Al aplicarse la pintura contra incendios sella el poro con un esmalte de acabado. Este producto adsorbe la humedad del ambiente y se degrada.
  • Asegúrate de que el producto de sellado sea compatible con la pintura intumescente aplicada.

Las pinturas intumescentes no suelen conservar sus propiedades para toda la vida, lo que significa que se degradan con el tiempo. Sin embargo, una aplicación adecuada evitará que sus propiedades se pierdan rápidamente.

Conclusiones

Como pudiste ver, el recubrimiento intumescente es un aspecto muy importante en la seguridad de una vivienda o de un edificio, ya que podría salvar las vidas de muchas personas e impedir el colapso de estas estructuras en caso de incendios.

Para lograr que las pinturas intumescentes cumplan con esta función es necesario dejar la aplicación de estos productos en manos de expertos. Saber en qué condiciones se puede aplicar el recubrimiento, cómo emplearlo y, contar con las herramientas necesarias es clave si quieres garantizar buenos resultados.

En TRC Paint tenemos años de experiencia en la aplicación de este producto resistente al fuego y brindando la mejor protección a instalaciones de todo tipo a través del empleo de métodos seguros y altamente eficientes.

Sistemas ignífugos anti-fuego para empresas

Sistemas ignífugos anti-fuego para empresas

Actualmente, las compañías están cada vez más y mejor preparadas ante cualquier tipo de incidencia, como por ejemplo los incendios. Son cada vez más quienes apuestan por los sistemas ignífugos anti-fuego para empresas. Son sistemas revolucionarios que ofrecen una gran protección si se da algún incendio y, al fin y al cabo, una verdadera necesidad en materia de seguridad.

¿Qué son los sistemas ignífugos anti-fuego para empresas?

Los tratamientos ignífugos son aquellos que sirven para hacer frente a cualquier tipo de fuego; un sistema de protección pasiva mediante el cual se aíslan las estructuras del edificio.

Una de las grandes ventajas de estos tratamientos es que se pueden implantar en todo tipo de instalaciones: estructuras metálicas, paneles, conductos…

Es indispensable que los tratamientos cuenten con certificados que respondan de una manera óptima al reglamento en vigor. Además, este tipo de sistemas deben ser implantados por profesionales con una larga experiencia y una alta cualificación.

Pintura intumescente, la mejor protección contra el fuego en empresas

En aquellas compañías en las que habitualmente se trabaja con productos químicos y/o inflamables, es indispensable contar con los mejores sistemas ignífugos del mercado, para aplicar un buen tratamiento ignífugo de naves industriales. Entre todos los sistemas de protección pasivos contra el fuego que existen, la pintura intumescente se convierte en una de las mejores opciones y, por tanto, en una de las más demandadas. Viene de lujo para controlar el fuego de una manera sencilla y disimulada.

pintura ignífuga contra el fuego

Se trata de un tipo de pintura que, cuando está expuesta a altas temperaturas, como es el caso de un incendio, crea una espuma que protege la estructura de acero del fuego. Además de ser sumamente ventajosa para evitar los daños materiales, también ofrece una gran protección en cuanto a daños personales ya que el riesgo de derrumbe disminuye de forma considerable.

La pintura intumescente está formulada con copolímeros acrílicos en emulsión, los cuales reaccionan ante el calor. Así, las estructuras de acero se mantienen a salvo del fuego. Además, este tipo de pintura es una opción fabulosa porque no genera ningún tipo de humo ni de gas tóxico.

En cualquier edificio se puede dar un incendio, por lo que es importante estar perfectamente preparado para evitar cualquier tipo de daño, tanto a nivel material como personal. Es cierto que el acero es un material no combustible, si bien, tiene una serie de propiedades que hacen muy recomendable implantar algún sistema de protección contra el fuego, como la pintura intumescente.

Estos son los sistemas ignífugos anti-fuego para empresas. Si bien es cierto que suponen una gran inversión, merecen mucho la pena ya que, ante cualquier tipo de incendio, las instalaciones de la empresa quedan a salvo, evitando así, en la medida de lo posible, cualquier tipo de daño tanto material como personal. Los tratamientos contra el fuego han evolucionado muchísimo en los últimos años, ofreciendo una cada vez mejor protección ignífuga.

Así, son muchas las compañías que apuestan por los diferentes sistemas disponibles, entre los que destaca la pintura intumescente, aunque no es la única.

Tratamientos ignífugos Barcelona

Tratamiento ignífugo de naves industriales

Como expertos en tratamientos contra el fuego sabemos que industrias y locales comerciales tienen que cumplir la normativa en cuanto a protección contra el fuego -y en relación a muchas otras cosas, claro está-, siempre en función del sector y de la actividad que se ejerza y los materiales y maquinarias que se utilicen o estén presentes en el lugar.

Precisamente de esto os queremos hablar hoy, del tratamiento ignífugo de naves industriales.

Mortero ignífugo proyectado para el tratamiento ignífugo de naves industriales

Tratamientos anti fuego arcelona

Existen varias soluciones para ignifugar una nave industrial, sin embargo, por las propiedades del material y por el tipo de aplicación consideramos que el mortero ignífugo proyectado es la solución más eficaz y es también la que solemos llevar a cabo, si bien, siempre realizamos un estudio previo de la situación de cada cliente para comprobar si no existe un tratamiento más adecuado para su caso.

Composición del mortero ignífugo proyectado para el tratamiento ignífugo de naves industriales

El mortero ignífugo está compuesto por áridos ligeros de vermiculita y perlita, que son dos minerales muy ligeros con excelentes propiedades mecánicas.

Aplicación del mortero ignífugo proyectado para el tratamiento ignífugo de naves industriales

La aplicación de este tratamiento ignífugo de naves industriales  puede ser manual o mecánica y se lleva a cabo, normalmente, sobre una malla metálica que va a facilitar la adhesión del mortero al soporte que se está protegiendo.

Si la aplicación es mecánica se utiliza una máquina de proyección especial para morteros. Esta funciona gracias a un sistema de bomba de tornillo sin fin. De esta manera, se permite la proyección del mortero a la velocidad y potencia más adecuadas en cada caso, haciendo uso de la vía húmeda.

PERLIFOC es uno de los sistemas de proyección de mortero ignífugo para tratamiento ignífugo de naves industriales  más conocidos. Ofrece una reacción al fuego de grado M0 (A1), con una resistencia al chorro UNE 23 – 806 – 81, que cumple la normativa y ofrece la máxima seguridad, siendo apto para el tratamiento ignífugo de naves industriales, y también de, como decíamos al comienzo, locales comerciales.

El acero de las vigas se tiene que revestir. Se puede dar una capa de imprimación anticorrosiva, opcional pero aconsejable. Después se aplica el revestimiento PERLIFOC en el grado de espesor elegido según el factor de forma EF.

Para el resto de elementos de la nave industrial que no sean vigas -o para las vigas, de manera complementaria- se utilizan espumas y pinturas intumescentes y otro tipo de morteros y pinturas de protección. Además, para trabajar grietas y proteger algunas zonas se utilizarán masillas y selladores y protectores especiales para cables.

Tratamiento ignífugo de naves industriales

Contra el fuego no debemos relajarnos ni un ápice. El tratamiento ignífugo de naves industriales, y de cualquier otro lugar, es completamente necesario, además de requerido por ley. Y, por supuesto, más vale prevenir que curar y pasarnos que no llegar. La protección contra el fuego es un aspecto en la reforma o rehabilitación de naves industriales en el que no debes escatimar ni un céntimo.

Consúltanos y te haremos un presupuesto personalizado.

Protección pasiva contra incendios

Protección pasiva contra incendios con intumescentes ignífugos

En cualquier sector de la industria se aplican todo tipo de protecciones destinadas a evitar accidentes y mejorar la funcionalidad de los objetos, materiales y maquinaria de las instalaciones, así como la mano de obra.

Por supuesto, en el hogar y otros tipos de negocios no industriales, la protección pasiva anti-incendios también es recomendable, sin embargo, hemos querido centrarnos en los servicios contra incendios ofrecidos en instalaciones donde, por ley, deben aplicarse.

Conoce cómo aplicamos en Kzen Point la protección pasiva contra incendios con intumescentes ignífugos de todo tipo, de manera tus instalaciones y superficies puedan estar siempre a salvo de la acción devastadora del fuego.

Protección anti-incendios de estructuras

Los mejores materiales y objetos relacionados con la seguridad anti-incendios son los siguientes.

Madera y metal

Las mejores opciones para tratar este tipo de material son la pintura intumescente, el mortero ignífugo y los barnices. Lo importante de estos productos es que cumplan siempre con las Euroclases de la normativa UNE-EN 13501.

En primer lugar tenemos la pintura intumescente, cuya funcionalidad consiste en reaccionar químicamente a la presencia y el tacto de la llama para crear un aislamiento multicelular que proteja la estabilidad de los elementos.

Son muy adecuadas en interior por su factor estético. Además, si se aplica el esmalte correspondiente también pueden utilizarse en el exterior, motivo por el cual esta pintura suele ser la primera opción de la mayoría de profesionales.

Aplicación de pinturas ignífugas intumescentes

El mortero ignífugo, por su parte, ofrece una protección extra además de aislar térmica y acústicamente, sin embargo, con su uso sacrificamos en estética, pues su aspecto final es áspero y de color blanco roto.

Los barnices ignífugos e intumescentes se pueden aplicar a cualquier estructura de madera que precise protección con soluciones incoloras, de manera que se respete la belleza de este bonito material, pues cuando se utiliza la madera en estructuras que quedan a la vista del público, esta suele tener tallados complejos y artísticos.

Sellados y sectorización

Los materiales ignífugos e intumescentes deben servir igualmente para sectorizar y sellar todo tipo de rejillas, juntas, pasos de tubo, conductos y enyesados hasta REI-180. Los más recurridos para el sellado son la masilla y la espuma intumescente. Una muy buena opción para completar la protección pasiva contra el fuego es el revestimiento termoplástico resistente al fuego.

Además, con este tipo propósito se utilizan también collarines, rejillas de ventilación o almohadillas intumescentes.

Por supuesto, para sectorizar los conductos de ventilación, las puertas cortafuegos (de una hoja o doble, batientes, guillotinas, correderas), las compuertas, las rejillas intumescentes, las clapetas, los burletes, ventiladores… permiten la protección pasiva contra incendios.

En definitiva, la protección antiincendios de instalaciones y superficies se podría llevar a cabo como sucede con el resto de actuaciones destinadas a la protección (recubrimiento, aislamiento y complementación con otros materiales y productos).

Sea como sea, conseguir este tipo de protección para las instalaciones es algo que debe dejar en manos de un profesional de la protección pasiva contra incendios que conozca cada producto a la perfección (composición, usos, características, riesgos…).